• EVOLUCIÓN DE LA COSECHA DE LA ALMENDRA EN CASTILLA-LA MANCHA. Por Juan González y M. Luz Moya.

    Período de observación:

    Septiembre de 2020.

     

    Zona:

    Socovos-Albacete (Sureste de Castilla-La Mancha) y Moratalla-Murcia (Noroeste murciano)

     

    El clima:

    Durante la primera quincena del mes de septiembre el tiempo ha estado soleado, sin lluvia ni viento y con temperaturas más altas de lo normal para esas fechas. Se han registrado máximas de 30ºC y mínimas de 15ºC.

    Estas condiciones han sido muy favorables para la recolección y para el secado de la almendra.

    En la segunda quincena, ha ido bajando la temperatura, no sobrepasando las máximas los 22ºc y con mínimas de hasta 9ºC. Se han producido algunas precipitaciones en forma de lluvia, pero de poca importancia.

     

    La recolección:

    A fecha de hoy, la zona del sureste de Castilla la Mancha (Socovos, Férez, Letur) ya se han recolectado todas las variedades, las de floración tardía, que tienen una maduración más temprana (Guara, Antoñeta…) se recolectaron entre finales de agosto y primeros de septiembre. Las variedades autóctonas de la zona (Largueta y Marcona), se han recolectado en la segunda quincena de septiembre, casi en su totalidad. Ahora están en proceso de secado para la posterior comercialización.

    Esta campaña el rendimiento o escandallo de la almendra de floración tardía y cáscara semimollar, está siendo algo mayor que la campaña pasada, según variedad, del 32% al 37%, debido a que viene muy descascarada  de las peladoras de los vibradores. No es así en la Largueta y la Marcona que al ser de mayor tamaño la almendra, el rendimiento es algo más bajo, entre el 22% y el 24%.

    Almendra Largueta en almacén de Socovos

    Detalle de grano de Largueta.

    Almendra Marcona en almacén de Socovos.

    Detalle de grano de Marcona.

     

    Observaciones de interés

    Algunos agricultores de la región nos están llamando algo alarmados por la presencia de pulgón negro de las ramas (Pterocloides persicae)

    Es una plaga muy llamativa porque los pulgones se amontonan alrededor de los troncos y ramas gruesas, más bien en las zonas sombreadas, donde succionan la savia, pudiendo, en caso de ataque intenso,  llegar a secar la rama.

    Estos pulgones excretan gran cantidad de melaza que puede aparecer en charcos en el suelo y recubriendo las hojas.

    Suelen atacar a árboles aislados, con lo que el tratamiento se puede hacer de forma localizada, con mochila, solo a los árboles afectados. Se puede tratar con Lamda Cihalotrín o con Deltametrín, pero siempre con formulaciones autorizadas.

    Si son pocos los árboles afectados, se puede incluso con un guante, pasar la mano y arrastrar los pulgones.

    Tronco afectado por pulgón negro en Torrejoncillo del Rey, en la Mancha Alta de la provincia de Cuenca.

    Detalle de rama afectada por pulgón negro en la misma plantación.

     

Comments are closed.